Cantabria en un bocado...


Cuando me preguntan por los productos típicos de Cantabria, siempre los primeros que me vienen a la mente son estos tres: los sobaos pasiegos, las anchoas de Santoña y el queso de vaca, que si es un Divirín de mis amigos de "La Jarradilla", mejor que mejor. Así que se me ha ocurrido combinarlos en este pincho que combina el dulce del sobao, el punto de sal de una buena anchoa santoñesa y la cremosidad de este queso... ¿Os animáis a probarlo? 

Ingredientes para cuatro pinchos:

- 1 sobao mediano (unos 150 gr.).
- 80 gr. de queso "Divirin".
- 8 filetes de anchoa.
- 2 cucharadas de aceite de perejil.
- Opcional: brotes de mejorana o perejil para decorar,


A mi me gusta tener siempre en casa algún aceite de hierbas aromáticas para animar cualquier plato, como este de hoy de perejil. Son muy fáciles de hacer, solo debéis poner en el vaso de la batidora media taza de aceite de oliva virgen extra y media taza de perejil picado (o la hierba que prefiráis), batidlo todo bien, pasadlo por un colador fino y listo. 
Si queréis preparar solo un poco de aceite de hierbas para usarlo una vez tambien podéis machacar las hojas de perejil en el mortero y cuando las tengáis hechas una pasta agregar un poco de aceite y remover...

Para preparar los pinchos, cortad el sobao por el medio, como si quisierais hacer un bocadillo con el. Después cortad tambien cada mitad en dos a lo largo y tostad los cuatro pedazos resultantes en una sartén a fuego medio.

Una vez tostados, poned los pedazos de sobao en un plato, cubridlos con el queso en rebanadas y sobre este poned dos filetes de anchoa en cada pincho. 

Terminad con un poco de aceite de perejil y unos brotes por encima. 

¡Y listo, un pincho con gran sabor a Cantabria!


No hay comentarios:

Publicar un comentario